• diciembre 5, 2022 8:42 am

Delirium Nostri

Cultura con un toque muy personal

‘She-Hulk: Abogada Hulka’ | Primeras impresiones del aire fresco que Marvel necesitaba (y mucho)

Marvel no para de dar contenido a sus fans con nuevos héroes tanto en cine como series. Tras Ms. Marvel, la adorable Kamala Khan (Iman Vellani), ha llegado el turno de She-Hulk, la prima del más que conocido Hulk/Bruce Banner (Mark Ruffalo) e interpretada por Tatiana Malsany. Esta serie se ha planteado desde un origen como algo diferente al resto de series Marvel ofrecidas por la plataforma Disney + y, con su primer capítulo, podemos afirmar que, por fin, Marvel abandona la rutina y ofrece entretenimiento del que nos gusta: disfrutar sin quebraderos de cabeza.

Los dilemas molares, de héroe y multiversales están muy bien, pero también cansan. El universo Marvel ya nos tiene acostumbradas al humor, pero en pequeñas dosis repartidas entre capítulos. Ahora, con She-Hulk, llega humor rodeado de otras cosas, y eso es algo que engancha. Rompiendo a su vez la cuarta pared, el espectador se siente arrastrado al mundo que te cuenta Jennifer Walters, la abogada Hulka.

En un primer episodio sencillo (que no es desternillante pero mucho menos es un muermo) conocemos a Jenn y su origen de héroe. Guiada por Bruce, intentará controlar ese poder que la convierte en un coloso verde y temible a la vez que continúa con su carrera como abogada. Bruce, unido a Hulk, se termina de ganar el cariño de los fans más veteranos del UCM con esta nueva etapa de sherpa, mostrando su lado más blando y divertido. Aunque a muchos les duela ver al gigante verde tomandose un mojito, Bruce siempre ha sido así y la leyenda de Hulk no se va a hundir solo porque su prima sea mejor que él.

Bueno, tampoco es que sea mejor, pero hay una clara diferencia entre ambos. Jenn se maneja con facilidad como She-Hulk mientras que Bruce necesitó años para manejar a la bestia, es por ello que parece sorprendido e incluso dolido ante la facilidad de su prima para controlar esa ira. ¿Cuál es su respuesta? Una feminista que a muchos parece molestar, pero que es el día a día de muchas Hulkas: aguantar cada micromachismo (o machismo a secas) que se encuentra una mujer en el día a día. Sumado a su trabajo como abogada, podemos decir que She-Hulk tiene más paciencia que un santo.

Pero, aunque este tipo de series cómicas que hablan de tú a tú con el espectador suelen esconder críticas sociales, estamos hablando de Marvel y no de The Boys. Dudo mucho que estemos ante la reivindicación del año, sino más bien en una serie cotidiana, con problemas cotidianos y superproblemas. Al fin y al cabo, es un universo alternativo, con super héroes y super villanos que nos van a sacar de nuestro día a día, pero añadiendo lo justo para identificarnos.

¿Necesitaba Marvel esta serie? La respuesta es claramente un sí. Es un soplo de aire fresco al típico esquema camino del héroe con gags y poco más. Obviamente hay obras que se contemplan mejor desde la seriedad, pero venga ya…¿Cómo a alguien le puede parecer mala idea una serie de cómica sobre una abogada que si se cabrea se pone verde y mide dos metros? Con humor y carisma (algo que ya ha demostrado tener Tatiana Malsany), podemos confiar en que ‘She-Hulk: Abogada Hulka‘ será todo un éxito.

Un comentario en «‘She-Hulk: Abogada Hulka’ | Primeras impresiones del aire fresco que Marvel necesitaba (y mucho)»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *