‘Years and Years’, la distopía más realista del mercado

Si buscamos las etiquetas ‘serie’, ‘distopía’ y ‘tecnología’ juntas lo primero que nos aparecerá en todos los buscadores es la conocida serie de Netflix: ‘Black Mirror’. Esta es una serie que, pese a conseguir enganchar y aportarnos en cada historia un mundo diferente y futurista, no termina de parecer real. Todo parece demasiado alejado del día a día de sus espectadores, lo que hace que pierda algo de ‘gracia’. Sin embargo, ‘Years and Years‘, la miniserie de la BBC que está disponible en HBO, nos transporta a un futuro cercano y que puede ser perfectamente real.

‘Years and Years’ nos presenta la historia de una familia británica, los Lyon, a lo largo de 15 años a partir de 2024. En estos años ocurren numerosos cambios tecnológicos y sociales que continúan los que estamos viviendo en la actualidad como puede ser la nueva victoria de Donald Trump en las elecciones de EEUU, el incontrolable ascenso de la extrema derecha en Europa, nuevas crisis bancarias, el Brexit llevado a cabo y un problema migratorio que se intensifica con la conquista de Ucrania por parte de Rusia… y un largo etc de titulares que podríamos leer cualquier día en un periodico.

La vida de esta familia se verá directamente afectada por la tecnología, lo que les llevará activamente a ser protagonistas de los cambios sociales que se darán a lo largo de estos 15 años mencionados. Lo más curioso es que, las revoluciones, crisis y epidemias que se dan en la serie no solo han sido ya conocidas por el ser humano, si no que la probabilidad de que vuelvan a ocurrir es muy elevada. Esto hace que la serie adopte un factor de tensión, de miedo que transmite al espectador. Quien ve la serie siente angustia al imaginar que algo así, como un lanzamiento militar o un nuevo ‘reinado’ de Trump pueda ocurrir. Y si está la angustia es porque es muy posible que ocurra. Ese miedo que está en la conciencia de los ciudadanos es el que ‘Years and Years’ logra sacar a la luz.

Los personajes, llevados al extremo en algunos casos, representan a varios miembros de la sociedad actual. A su vez muestra abiertamente varios personajes LGBT sin necesidad de una presentación o dramatismo por el mismo. Sin embargo esta familia unida comenzará a romperse al igual que el mundo…Y solo si vuelven a unirse podrán llevar a cabo la salvación de todos.

O eso esperan.

Mención especial a la banda sonora que es un gran pilar a la hora de transmitir ese miedo, esa distopía de mundo, al espectador. La canción clave en el momento ideal consigue que se revuelvan tus tripas mientras escuchas como todo va de mal en peor. Altamente recomendada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *